Derecho laboral y de empleo

Seguro de salud a través del trabajo en Estados Unidos: aspectos básicos

Por Mairim Gomez | Revisado por Camila Laval, JD | Última actualización 19 de octubre de 2023

En Estados Unidos la salud es costosa. Contar con un seguro médico es la opción que muchas personas escogen para tener acceso a atención médica adecuada, aunque no deja de tener sus complicaciones en cuanto a costos de las primas, nivel de cobertura y deducibles.

Por tal razón, obtener un plan de salud a través de un empleador representa un beneficio para los trabajadores y sus familias. Como el empleador asume una parte de los costos del seguro del trabajador, para muchos constituye la única vía para acceder a una cobertura de calidad sin golpear tan severamente el presupuesto.

Los empleadores, además, al negociar con las compañías aseguradoras estos planes, pueden obtener tarifas más favorables para los empleados, lo que representa otro beneficio adicional en comparación con un seguro privado individual.

Pero ¿todos los empleadores ofrecen este beneficio? ¿Qué sucede con su seguro si pierde su trabajo? ¿Qué dicen las leyes? A continuación, le contamos.

¿A qué seguros tiene derecho el trabajador?

Por ley, a ninguno. Las leyes en los Estados Unidos no establecen que los empleadores tengan la obligación de brindar seguro médico u otro tipo de coberturas a sus empleados, aunque muchos lo ofrezcan como parte de su paquete de beneficios.

Sin embargo, una vez que el empleador ofrece este tipo de prestaciones sí queda sujeto a ciertas leyes. Además, debe explicar claramente cuáles son las opciones de cobertura proporcionadas, por ejemplo:

  • seguro médico
  • incapacidad
  • dental
  • visión
  • seguro de vida

El empleador que brinde alguna de estas opciones debe apegarse a las leyes federales antidiscriminación y otras regulaciones que se aplican a planes de salud para proteger los derechos de los empleados cubiertos.

Sí, en Estados Unidos el sistema de salud puede resultar complicado, en especial para los inmigrantes. Entender qué dicen las leyes al respecto es fundamental para conocer sus derechos y saber cuáles son sus opciones para recibir atención médica.

Leyes antidiscriminación en los beneficios de salud para empleados

En los planes de salud ofrecidos por una empresa a sus empleados, al igual que en otras situaciones como contrataciones, ascensos o despidos, no debe existir discriminación. Es ilegal negarle estos beneficios a un trabajador por motivos de edad, sexo, religión, discapacidad, país de origen, raza o color de piel.

Por ejemplo, un empleador que ofrece un plan de seguro médico no puede hacer, entre otras cosas, lo siguiente:

  • Brindar menos cobertura o dejar de ofrecérsela a trabajadores de más edad o empleadas embarazadas.
  • Hacer una distinción entre situaciones relacionadas con el embarazo (incluyendo aborto y recuperación posparto) y otros padecimientos de salud.
  • Negarse a brindar cobertura de salud en función de la discapacidad real o percibida del empleado o sus dependientes, o de su información genética.

La Ley de Responsabilidad y Transferibilidad de Seguros Médicos (HIPAA, por sus siglas en inglés) prohíbe a las compañías de seguros discriminarlo de alguna manera por algún diagnóstico. Esta ley está diseñada para proteger información privada sobre el historial de salud de los pacientes.

La ley ERISA sobre la administración de planes de seguro

Los planes de salud ofrecidos por las empresas deben ser administrados bajo ciertos estándares diseñados para proteger los intereses de los empleados y de otros beneficiarios del plan de seguro médico (como los familiares) según la Ley de Seguridad de los Ingresos de Jubilación de los Empleados (Employee Retirement Income Security Act, ERISA por sus siglas en inglés)

ERISA establece que los empleadores deben seguir ciertas normas en relación con los planes de salud de los empleados. Entre ellos se encuentran:

  • Notificar a los empleados (los participantes del plan) acerca de los estándares de elegibilidad, los procedimientos de solicitud, sus derechos y los cambios que se realicen en el plan.
  • Administrar e invertir los fondos del plan de cobertura médica según los mejores intereses de los participantes.

¿Qué pasa con mi seguro si pierdo mi trabajo?

Son muchos los trabajadores en EE. UU. que reciben cobertura de salud a través de sus empleadores. Por tal razón, el gobierno federal promulgó la Ley de Presupuesto Consolidado Ómnibus de Reconciliación (COBRA) que le permite mantener el plan de seguro médico que tenía en su lugar de trabajo hasta por 18 meses después de la terminación.

Aunque con COBRA tendrá que poner de su bolsillo la parte que cubría su empleador, es una opción para no quedarse sin seguro médico.

Si decide no optar por COBRA, puede seleccionar un plan de los ofrecidos en el Mercado de Seguros de Salud bajo la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio (Affordable Care Act, ACA por sus siglas en inglés).

¿Qué pasa si me enfermo y no tengo seguro de salud a través de mi trabajo?

Si su empleador no le brinda seguro médico, puede optar por los planes de ACA, también llamado Obamacare, en www.cuidadodesalud.gov. Allí, basándose en sus ingresos y situación particular, se ofrecen ayudas para pagar la prima mensual y reducir los costos de bolsillo a través de subsidios.

Si cumple con los requisitos, podría calificar para Medicaid, un programa del gobierno de los Estados Unidos que brinda cobertura médica a personas y familias de bajos ingresos.

Tanto en el caso de Obamacare como Medicaid, solo pueden acceder a estos programas las personas que cuentan con un estatus migratorio legal. No obstante, existen algunas opciones para las personas indocumentadas que necesiten asistencia médica.

Por ejemplo, en caso de una emergencia médica, puede acudir a una sala de emergencia para recibir atención. Por ley, los hospitales están obligados a brindar tratamiento médico a todas las personas, independientemente de su capacidad para pagar o estado migratorio.

Es cierto que la atención en una emergencia es costosa. Sin embargo, muchos hospitales ofrecen programas y planes de pago para ayudar a las personas. También existen proveedores a través de los cuáles se pueden obtener medicamentos a precios reducidos.

Ayuda legal: beneficios de salud y derechos de los empleados

Si usted es un empleado y tiene dudas sobre un plan de salud proporcionado por su empleo o si considera que su empleador puede estar infringiendo las regulaciones de un plan de salud, diríjase al departamento de recursos humanos. También puede asesorarse con un abogado laboral para analizar la situación y sus opciones legales.

Le recomendamos leer:

Hable hoy con un abogado calificado en Derecho laboral y de empleo

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en derecho laboral y de empleo puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en derecho laboral y de empleo cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.