No me pagan mis comisiones de ventas: ¿Qué hago?

Los problemas laborales por comisiones no pagadas son muy frecuentes, y casi siempre se deben a la falta de un acuerdo que especifique las reglas del trabajo.

El pago de una comisión, cuando se trabaja bajo una estructura de ventas, es una ganancia o porcentaje recibido por la venta de un bien o servicio. Por lo general el ingreso por comisiones se establece en un porcentaje del precio de venta total sobre determinada transacción. Y también depende de los términos del contrato que posea el agente y su empleador.

La mayoría de las veces, las personas empleadas por comisión son trabajadores independientes, pero otros forman parte de la nómina de la compañía y reciben un salario base y beneficios. 

Los problemas por comisiones no pagadas se pueden evitar, para ellos es muy importante que los involucrados comprendan los derechos de los empleados a comisión. A continuación, respondemos a las preguntas más frecuentes sobre qué hacer cuando no le pagan sus comisiones a tiempo y lo que es justo.

¿Qué tipos de comisiones hay?

Las estructuras de ventas más típicas para empleados que trabajan a comisión son las siguientes, y cada compañía escoge la que más le conviene:

  • Comisión al 100%
  • Comisión más salario fijo
  • Comisión escalonada o por volumen de ventas
  • Comisión basada en ingresos
  • Comisión basada en el margen bruto de ventas
  • Adelanto o sorteo de comisiones por predicción
  • Tarifa base de comisión solamente

¿Qué pasa si no me pagan las comisiones?

Lo primero que debería hacer es revisar su acuerdo de trabajo e identificar bajo qué tipo de estructura por comisión de ventas usted labora.

Si no tiene un contrato por escrito, debería entonces buscar documentación sobre el trabajo que realizó para lograr la venta. Por ejemplo, registros de llamadas telefónicas con el cliente, valor total de la venta, correos electrónicos compartidos con el equipo de ventas, información sobre la gestión comercial realizada, récords de reuniones, recibos de pagos, etc. Incluso debería tener archivos de las horas trabajadas.

Después le conviene tener una conversación informal con su empleador y aclarar las dudas. Si no tiene éxito al hablar con su líder, usted debe redactar una solicitud por escrito para solicitar el pago de su porcentaje de comisiones.

Si no recibe respuesta, entonces está en su derecho de entablar una demanda formal para reclamar los importes a los que usted cree que tiene derecho.

En este caso puede consultar a un abogado especializado en derecho laboral, y con experiencia en el manejo de casos sobre demandas de salarios no pagados. También puede hacer una denuncia a la División de Jornadas y Salarios del Departamento del Trabajo de EE. UU.

¿Cómo denunciar que no me han pagado una comisión?

Si usted considera que su empleador no respetó su reglamento de trabajo por comisión, entonces está en su derecho a reclamar la ejecución de dicho contrato.

Es muy importante conocer este detalle, porque no hay una ley federal colectiva que diga cómo se deben pagar las comisiones, esto depende del trato que usted y su empleador hayan aceptado. Pero si hay leyes que protegen cuando hay incumplimiento de contratos.

En este caso, el empleado puede hacer una denuncia en el Departamento del Trabajo. También puede tratar de resolver su problema en el tribunal de pequeñas reclamaciones. Esta estrategia es conveniente si la comisión a demandar implica una suma de dinero modesta. En estos tribunales usted puede representarse a sí mismo, pero va a necesitar pruebas y documentos que respalden su reclamo.

La otra opción es solicitar la ayuda legal de un abogado con experiencia en impago de comisiones. Esta es la vía más recomendable si usted ha agotado todos sus recursos para lograr su pago, y si además está en riesgo de perder una cantidad considerable de dinero.

¿Puedo cobrar mis comisiones de ventas después de salir de mi empresa?

La capacidad para cobrar las comisiones de ventas después de salir de una compañía depende de la ley estatal y del acuerdo por escrito que haya existido entre trabajador y empleador.

Por ejemplo, algunas empresas dan las comisiones solo cuando el cliente paga en su totalidad el artículo vendido. Si usted se marcha de la compañía y el cliente no ha pagado todo, es posible que no pueda cobrar ese dinero. Sin embargo, estos plazos y condiciones deben estar en su contrato de trabajo

También hay casos en los cuales una empresa da plazos de un mes o hasta seis para que el cliente pague lo comprado. Si usted cierra una venta y se va, quizá aun tenga derecho a que le depositen los pagos restantes.

¿Me pueden despedir para evitar el pago de las comisiones?

En general, no debería despedirse a un trabajador que labora por comisiones justo después de cerrar un trato importante, y que implica una venta grande. Sin embargo, su empleador sí lo puede despedir por razones de buena fe relativas a su desempeño y conducta, incluso antes de cerrar el trato o después, aunque esto implique que no le paguen las comisiones.

En una situación como esta se recomienda consultar con un abogado, porque las circunstancias pueden influir en cómo proceder para cobrar sus comisiones.

Además, su empleador no lo puede intimidar o discriminar con la amenaza de quitarle sus comisiones.

¿Qué hacer si mi compañía cerró y no pagó las comisiones?

La Ley de Normas Justas de Trabajo (FLSA por sus siglas en inglés) no incluye ningún requisito de notificación a un empleado antes de su despido o cesantía.

Sin embargo, algunos empleados están protegidos por la Ley de Notificación de Reajuste y Recapacitación Laboral (WARN por sus siglas en ingles), también conocida como la ley de cierre de plantas. De acuerdo con las normas de WARN, si una planta o fábrica considera cerrar sus empleados deben ser notificados, así como a la Unidad Estatal para Trabajadores Desplazados y a los oficiales del gobierno local.

Esta iniciativa ayuda a que los trabajadores se preparen para afrontar los cambios, y en este caso puedan reclamar pagos pendientes. Además, todas las notificaciones enviadas deben ser por escrito y deben incluir la siguiente información:

  • Nombre y dirección del lugar de empleo donde se ubica la planta que cerrará o se producirán despidos masivos.
  • Nombre y número de teléfono de un responsable de la compañía, para contactarlo en caso de necesitar más información.
  • Una declaración sobre si se espera que la acción sea de carácter permanente o provisorio, y si toda la planta se verá afectada.

¿Qué pasa si soy discriminado y no me pagan las comisiones?

Las leyes contra la discriminación laboral también protegen a los empleados contratados a comisión de forma independiente o a cuenta propia (freelance). Si embargo, un caso de discriminación debe ser probado.

La discriminación en el lugar de trabajo en función de la raza, nacionalidad, sexo, por embarazo, religión, discapacidad, edad, estado civil, u orientación sexual está prohibida. Es decir, todo el conjunto de personas que trabajan a comisión en una compañía tienen los mismos derechos.

Por ejemplo, es posible que algunos acuerdos entre empleados sean diferentes, debido a la antigüedad o experiencia de los agentes de ventas. En estos casos es común que el rango de valores del porcentaje fijo de la comisión varíe entre los trabajadores. Pero según las leyes contra la discriminación, los vendedores de cierta nacionalidad o raza no deberían ganar más que otros solo por esas razones.

Los empleados a comisión no pueden ser despidos debido a algún tipo de represalia o discriminación, y también están protegidos de la segregación en el lugar de trabajo por: 

  • Buscar un ajuste razonable para una incapacidad.
  • Haberse quejado por discriminación o acoso.
  • Exponer una queja sobre riesgos de la seguridad del lugar de trabajo.
  • Solicitar indemnización por accidente de trabajo.
  • Denunciar ante una agencia gubernamental sobre actividades ilegales de su empleador.

Le recomendamos leer:

Hable hoy con un abogado calificado en Salarios y Horarios

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en salarios y horarios puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en salarios y horarios cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de Salarios y Horarios calificado hoy.

Recursos Adicionales de Salarios y Horarios

Búsqueda de Recursos de Salarios y Horarios en Abogado.com

Periodos de descanso

Videos de Salarios y Horarios

Más artículos relacionados a Salarios y Horarios