Trabajadores a tiempo parcial

Los empleadores con frecuencia contratan a trabajadores a tiempo parcial (part time) o temporales para cubrir el incremento en la demanda laboral o los cambios estacionales que a veces ocurren en ciertos sectores.

La mayoría de los estados define a los empleados a tiempo parcial como aquellos que trabajan menos de 35 horas semanales, en comparación con los empleados a tiempo completo, que normalmente trabajan la jornada completa (40 horas) o más.

En general, a los empleados de tiempo parcial o medio tiempo se les paga por el número de horas trabajadas y deben cumplir con las reglas, políticas y obligaciones de la compañía, como los objetivos de desempeño, reglas de seguridad y prácticas comerciales de la misma.

A pesar de eso, los trabajadores a tiempo parcial generalmente disponen de beneficios limitados (si así está señalado en el contrato de trabajo) o no disponen de ningún beneficio de la compañía, como por ejemplo el seguro de salud, licencia por enfermedad, vacaciones pagas y seguro de desempleo, entre otros.

Según las leyes federales, los empleados a tiempo parcial deben recibir el mismo trato que a los empleados a tiempo completo, conforme a la Ley de Normas Razonables de Trabajo (Fair Labor Standards Act, FLSA), respecto del salario mínimo, el pago de horas extras, la gestión de registros y el trabajo infantil.

Además, los empleados a tiempo parcial están cubiertos por las políticas de salud y seguridad de la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (Occupational Safety and Health Administration, OSHA) con respecto a las lesiones, enfermedades y accidentes ocupacionales relacionados con el trabajo.

Según la Ley de Seguridad de los Ingresos de Jubilación para los Empleados (Employee Retirement Income Security Act, ERISA), los empleados a tiempo parcial que trabajan 1,000 horas o más durante un año calendario pueden ser elegibles para acceder a los beneficios de jubilación o seguridad social.

Trabajadores temporales

Los trabajadores temporales, a menudo conocidos como "temporarios" tienen que cumplir la jornada completa y tienen una duración determinada, ya que; generalmente se los contrata para cubrir a empleados ausentes (como aquellos con licencia por maternidad o incapacidad) y vacantes temporales, o para rellenar espacios en la fuerza de trabajo de la compañía.

Por lo general, las agencias de empleo temporal les cobran a los clientes entre un quince y terinta por ciento más que el monto compensatorio que recibe el empleado temporal, aunque algunos de estos empleados quizás deseen negociar su tarifa por hora de acuerdo al tipo de contrato que estén recibiendo.

Los empleados temporales pueden contratarse para trabajar en varios sectores, como el administrativo, de mano de obra, educativo, de tecnología de la información y de la salud.

Algunos empleos temporales pueden conducir a un empleo permanente, en cuyo caso la agencia de empleo temporal puede cobrar un honorario si el trabajador recibe un contrato permanente.

Sin embargo, es más frecuente que las compañías contraten empleados temporales con un objetivo comercial específico, mientras evitan el gasto de contratar empleados regulares.

Los empleados temporales pueden trabajar a tiempo completo o a tiempo parcial dentro de una jornada laboral y pueden ser parte de más de una agencia a la vez.

Durante una recesión económica, los empleados temporales suelen ser los primeros en ser despedidos, por lo que no es una condición de empleo ideal en lo que respecta a la seguridad laboral.

Finalmente, en algunos estados, las compañías que contratan empleados temporales posiblemente estén sujetas a cuestionamientos federales relacionados con la discriminación y el acoso, entre otros reclamos.

Trabajadores estacionales

Por lo general, las compañías que necesitan ayuda adicional durante una temporada particular, como lo es habitualmente la temporada navideña, contratan empleados estacionales para que trabajen a tiempo parcial.

Por ejemplo, importantes minoristas, como Wal-Mart, Amazon y Best Buy, contratan a miles de empleados estacionales cada año para cubrir el aumento en la demanda de compras de la temporada.

Los empleados estacionales pueden contratarse en varios sectores, como el minorista, el hotelero, el de servicio al cliente, de envío/gestión y de ventas, y tienen derecho a recibir un salario mínimo y horas complementarias o extras.

Los empleos estacionales pueden ofrecerles a las personas desempleadas la oportunidad de obtener un ingreso para pagar las cuentas, por ejemplo, o ganar dinero para comprar regalos de navidad.

Asimismo, debido a que la jornada de trabajo de la mayoría de los empleos estacionales pueden realizarse por la noche y los fines de semana, los empleados regulares pueden tener un segundo ingreso durante un período de tiempo determinado como empleados estacionales.

Las leyes relacionadas con el trato, las políticas y los beneficios de los empleados a tiempo parcial, temporales o estacionales se aplican tanto a nivel federal como estatal.

Hable hoy con un abogado calificado en Derecho laboral y de empleo

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en derecho laboral y de empleo puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en derecho laboral y de empleo cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de derecho laboral y de empleo calificado hoy.

Recursos Adicionales de Derecho Laboral y de Empleo

Búsqueda de Recursos de Derecho Laboral y de Empleo en Abogado.com