Visa K-1 de prometido para los Estados Unidos

La visa K-1 para prometido es una visa de no inmigrante y se asigna a un ciudadano extranjero que está comprometido para casarse con un ciudadano estadounidense. Pero necesita entrar a los Estados Unidos para realizar el matrimonio. La visa K-1 básicamente le da permiso para entrar legalmente al país con este fin.

En los Estados Unidos existen visas de inmigrantes y visas de no inmigrantes. Los propósitos de estas dos clasificaciones de visas son diferentes.

Si una persona está es un país extranjero y desea viajar a los EE. UU. para reunirse con su novio o novia y casarse, necesita solicitar en su país de origen una visa de no inmigrante K-1 para prometido.

Una vez que esa visa es otorgada, el futuro cónyuge debe viajar a los EE. UU. y realizar su casamiento en un plazo de 90 días. Después de este trámite el nuevo cónyuge extranjero puede ajustar su estatus para obtener su residencia permanente.

Existen ciertas condiciones que se deben cumplir:

  • El ciudadano estadounidense y su prometido extranjero deben tener el propósito de casarse dentro de 90 días contados desde la entrada del prometido al país.
  • El prometido extranjero debe ser admitido en los Estados Unidos como portador de una visa K-1.
  • El matrimonio debe ser legítimo, es decir existe un deseo de establecer una vida juntos. El fin no debería ser la obtención de beneficios de inmigración.
  • El ciudadano estadounidense y su prometido extranjero deben haberse conocido en persona en los últimos dos años (existen excepciones muy específicas).

A continuación, explicamos el proceso para solicitar una visa K-1 para prometido de un ciudadano estadounidense y cómo encontrar ayuda.

¿Quién es considerado un prometido para las leyes de inmigración de los EE. UU.?

Para las leyes de inmigración de los Estados Unidos, un prometido o prometida es un ciudadano extranjero a quien se le aprobó una visa de no inmigrante K-1 (visa de novio), con la finalidad de entrar al país y casarse con un ciudadano estadounidense.

Para lograr que el ciudadano extranjero obtenga su visa de prometido K-1, el ciudadano de los Estados Unidos debe realizar los trámites de acuerdo con las leyes de inmigración, y efectuar la petición de su novio(a).

Una vez que el prometido extranjero entra al país debe llevar a cabo un matrimonio de acuerdo con las leyes de los Estados Unidos.

¿Cómo hacer una solicitud de visa K-1 para prometido?

Existen varios pasos que se deben cumplir para que un ciudadano extranjero obtenga una visa K-1 de no inmigrante. A continuación, un resumen:

  • El ciudadano estadounidense o patrocinador debe completar el formulario I-129F (petición para un prometido extranjero) e introducir la solicitud en una oficina del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS, por sus siglas en inglés), en su localidad.
  • Si USCIS aprueba la petición para un prometido extranjero, va a enviar la notificación al Centro Nacional de Visa (NVC, por siglas en ingles). Allí van a fijar un número de caso y la pareja debe esperar su turno hasta que el NVC envíe la petición a la Embajada o Consulado de los Estados Unidos en el país donde reside la novia extranjera o novio.
  • Una vez que el prometido extranjero recibe la notificación de NVC, entonces debe acudir a la Embajada o Consulado de los Estados Unidos y solicitar la visa K-1, el día y la hora asignados para su entrevista.
  • Si la entrevista y la entrega de los documentos requeridos resulta favorable, el ciudadano extranjero recibe su visa K-1 y podrá viajar a los Estados Unidos y contraer matrimonio.

¿Qué documentos necesito presentar en la entrevista para solicitar la visa K-1 de prometido?

El solicitante de la visa K-1 (y sus hijos si los tiene) debe llevar consigo a la entrevista con el oficial de inmigración los siguientes documentos:

  • Formulario DS-160 (en inglés), que es la solicitud para visa de no inmigrante. El prometido y sus hijos deben completar un formulario DS-160.
  • Pasaporte válido para entrar a los EE. UU. con una validez no menor a seis meses. A menos que el país de origen del prometido extranjero pertenezca a la lista de excepciones a esta regla.
  • Actas de divorcio o de defunción. Si el prometido extranjero o el patrocinador habían estado casados con anterioridad necesitan demostrar que no tienen compromisos con otra pareja.
  • Carta de antecedentes penales de su país de origen y de todos los países donde haya vivido en los últimos seis meses, desde los 16 años en adelante. Y de sus hijos mayores de 16 años también.
  • Resultados del examen médico.
  • Pruebas de sostenimiento económico del prometido, o del patrocinador, o ambos, donde se demuestre no serán una carga pública para los Estados Unidos. A veces los oficiales de inmigración también solicitan una declaración jurada y para ello se usa el formulario I-134 (en inglés).
  • Dos fotografías de acuerdo con el formato exigido.
  • Evidencia de su relación con su prometido ciudadano estadounidense.
  • Pago de las tarifas de los trámites.

¿Qué hago después de obtener la visa K-1?

Cuando la visa K-1 es aprobada, en la Embajada o Consulado de los Estados Unidos en el país donde usted reside, el oficial consular le entregará su pasaporte estampado con la visa K-1.

También va a recibir un sobre sellado con documentos que solo pueden ser revisados por los oficiales del Servicio de Aduana y Protección de Fronteras de los EE. UU. (CBP, por sus siglas en inglés), en el puerto de entrada, el día que usted sea admitido en los EE. UU.

El CBP es una oficina del gobierno que forma parte del Departamento de Seguridad Nacional, la cual se encarga de proteger a la nación y trabaja con servicios de inmigración.

Sus hijos también van a recibir su visa K-2 en su pasaporte y ellos pueden viajar junto con usted o solos en otra ocasión.

Es importante saber que la visa K-1 solo vale para una entrada a los EE. UU. Una vez que el prometido está legalmente en territorio estadounidense, entonces debe contraer matrimonio dentro de 90 días.

¿Cómo solicito la residencia permanente si ingresé a los Estados Unidos con una visa de prometido?

Si fue admitido en los EE. UU. con una visa K-1 para prometido, y ya efectuó su matrimonio, entonces su patrocinador y usted pueden introducir una petición en conjunto para solicitar un ajuste de estatus.

Esto se hace con la presentación en USCIS del formulario I-485 (en inglés), la cual le permite obtener su tarjeta de residencia permanente (tarjeta verde o green card).

Primero el nuevo cónyuge extranjero del ciudadano estadounidense va a recibir una residencia permanente condicional, y a los dos años puede solicitar la residencia permanente definitiva, a través del proceso de remoción de las condiciones de la tarjeta verde por matrimonio.

Más adelante el cónyuge extranjero podrá solicitar la ciudadanía por naturalización con otros documentos requeridos.

¿Qué pasa si entré a los Estados Unidos con una visa K-1 y no me casé dentro de los 90 días?

La visa K-1 no es una visa de inmigrante (igual que la K-2 para sus hijos) y solo tiene una validez de 90 días, contados desde su admisión a los Estados Unidos.

Existen muchas razones por las cuales el matrimonio sería imposible de realizar. Sin embargo, si el prometido extranjero y el ciudadano estadounidense no contraen matrimonio en 90 días, el ciudadano extranjero estaría incumpliendo las leyes de inmigración de los EE. UU. y además podría afrontar la deportación.

Pero si realizan su matrimonio después de los 90 días, aún es posible conservar sus derechos migratorios por matrimonio. Para ello el cónyuge ciudadano debe presentar el formulario I-130, que es una petición para familiar extranjero, para poder traer a su cónyuge extranjero a vivir en los EE. UU.

¿Necesito un abogado para hacer una solicitud de visa K-1?

No hay dudas que un abogado de inmigración le puede ayudar con el proceso de solicitud de la visa K-1, a revisar sus formularios y documentos para evitar errores. Sin embargo, en los Estados Unidos no existe una ley que obligue a contratar a un abogado para realizar la petición de una visa.

Pero debe saber, que casi siempre cuando ocurre un retraso en las solicitudes de visas de prometidos y familiares se debe a errores de procedimientos. Además, el proceso resulta agobiador para muchas personas.

Un abogado que conoce la ley de inmigración:

  • Sabe cuáles son los requisitos de elegibilidad para que los ciudadanos estadounidenses puedan reunirse con sus seres queridos.
  • Está al día con los cambios de las reglas del proceso de inmigración.
  • Puede orientarlo sobre la mejor estrategia a seguir con su petición.

Si tienen dudas con respecto a si buscar los servicios legales de un abogado con experiencia en visas K-1, usted puede pedir una consulta. La mayoría de las firmas de abogados ofrecen una primera cita gratuita. Allí podrá verificar si usted debe o no introducir su solicitud de visa con un abogado de inmigración.

Le recomendamos leer:

Hable hoy con un abogado calificado en Inmigración

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en inmigración puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en inmigración cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de Inmigración calificado hoy.

Recursos Adicionales de Inmigración

Búsqueda de Recursos de Inmigración en Abogado.com