Delitos de ataque y agresión: ¿cuál es la diferencia?

Ataque y agresión son dos conceptos legales independientes y con elementos característicos. Un ataque es un intento o amenaza de lesionar a otra persona. Mientras que una agresión sería, tener un contacto real con otra persona, perjudicial u ofensivo.

En la mayoría de los estados, el ataque o la agresión tienen lugar cuando una persona:

  • Intenta golpear o golpea físicamente a otra.
  • Actúa de forma amenazante para intimidar a otra, ante la posibilidad de un daño inmediato.

Otros estados declaran que un ataque o agresión más serio o agravado se produce cuando alguien:

  • Intenta causar o causa lesiones graves a otra persona.
  • Provoca lesiones mediante el uso de un arma mortal.

La idea de ataque y agresión trae imágenes de peleas o pleitos típicos, y de hecho en algunos estados se combinan ambos delitos. Sin embargo, los términos en realidad tienen sus diferencias y agravantes.

Los ataques y las agresiones también pueden regirse por las leyes civiles y no penales. Por ejemplo, cuando hay lesiones personales (agravios).

A continuación, se ofrece una mirada más detallada sobre ambos delitos y sus características particulares, y cuándo se vinculan estrechamente.

Definición de ataque

El concepto de ataque como delito varía en función del estado donde ocurra la falta. Pero generalmente se define como un intento de lesionar a otra persona, y en algunas circunstancias puede incluir amenazas o conductas amenazantes contra terceros.

  • La definición más extensa de ataque sería: un intento deliberado, mediante violencia o fuerza, para lesionar o dañar a otra persona; o un simple intento de agresión.

De hecho, la distinción principal entre un ataque y una agresión es que:

  • No es necesario que haya contacto para que se desarrolle un ataque, mientras que debe haber un contacto ofensivo o ilícito para que haya agresión.

Ataque: requisito del acto delictivo

Si bien no es necesario que haya contacto para establecer un delito de ataque, una condena por ataque requiere que haya un acto delictivo.

Aunque los tipos de actos delictivos que integran la categoría de ataque pueden variar ampliamente. Básicamente un delito de ataque requiere un acto notorio o directo que infunda miedo razonable a una persona porque su seguridad está amenazada.

Las palabras por sí solas no serán suficientes como actos para una acusación por ataque, a menos que el infractor las refuerce con acciones que infundan en la víctima un miedo de daño inminente.

Ataque: requisito de intención

Para cometer un ataque, una persona solo necesita tener una intención general. Significa que, es suficiente con demostrar que el infractor tuvo la intención de llevar a cabo las acciones del ataque.

Entonces, si una persona actúa de una forma que se considere peligrosa para los demás, eso puede ser suficiente para justificar cargos por ataque. Incluso si no pretendía hacer un daño particular a una persona en específico.

Asimismo, la intención de asustar a otra persona puede ser suficiente para establecer cargos por ataque.

Definición de agresión

Las leyes que definen la agresión también variarán según la jurisdicción donde se cometa el delito. Una definición típica de agresión es el contacto ofensivo o perjudicial e intencional contra una persona, y sin su consentimiento.

Según esta definición general, un delito de agresión requiere la existencia de todos estos elementos:

  • Contacto intencional
  • El contacto debe ser perjudicial u ofensivo
  • No debe haber consentimiento de la víctima

Agresión: requisito de intención

Puede sorprender que un acto de agresión no siempre requiere intención alguna de provocar un daño a otro. Para calificar una situación como delito de agresión, una persona solo necesita tener la intención de entrar en contacto o de generar un contacto con otra persona.

Asimismo, si alguien actúa con gran imprudencia o negligencia como resultado del contacto, esto puede constituir un ataque. Por ejemplo, chocar accidentalmente con alguien, por más ofensivo que el afectado lo considere, no representa una agresión.

Agresión: requisito del acto delictivo

El acto delictivo requerido para calificar el delito como agresión se resume a la existencia de un contacto ofensivo o perjudicial. Esto puede ser desde un golpe o una patada, hasta incluso un mínimo contacto en algunos casos.

Generalmente, no es necesario que la persona afectada sufra una lesión o daño para que se produzca una agresión, siempre que haya habido un contacto ofensivo es posible la existencia del delito.

Un ejemplo clásico es escupir a alguien. Este acto no daña físicamente, pero puede representar un contacto ofensivo suficiente como para que haya agresión. Si un contacto en particular se considera ofensivo, se evaluará desde la perspectiva de la persona que lo padeció.

Algunas jurisdicciones han combinado el ataque y la agresión en un solo delito, debido a que los dos están vinculados y casi siempre se producen en conjunto. Sin embargo, los conceptos básicos detrás de ambos delitos no desaparecen.

¿Cómo le puede ayudar un abogado?

En un caso de ataque o agresión, la asesoría legal de un abogado que conoce la ley criminal es crucial.

Las definiciones y los elementos que pueden agravar estos delitos son muy específicos. Un abogado le puede aclarar el alcance de los delitos y actos involucrados en su caso en particular.

Si usted sufrió un ataque o fue agredido y no sabe cómo proceder en contra del agresor le conviene pedir ayuda legal.

Por otro lado, si usted piensa que cometió un delito de ataque o agresión, debe saber que existen muchas estrategias de defensas para estas acusaciones, en especial, cuando dos personas o más están involucradas en un intercambio acalorado.

Si conoce a alquien que está preocupado por una situación de ataque o agresión, es muy importante comunicarse con un abogado especializado en derecho penal tan pronto como sea posible, para comprender mejor los cargos y las posibles sanciones que acompañan una acusación de este tipo.

Le recomendamos leer:

Hable hoy con un abogado calificado en Ley Criminal

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en ley criminal puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en ley criminal cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de Ley Criminal calificado hoy.

Recursos Adicionales de Ley Criminal

Recursos Legales Estatales de Ley Criminal

Búsqueda de Recursos de Ley Criminal en Abogado.com

Ordenes de cateo

Videos de Ley Criminal