Derechos civiles y conducta policial inadecuada

 Los oficiales de policía tienen cierta libertad para cumplir con sus obligaciones, esto incluye el derecho a usar la fuerza si el caso lo justifica. No obstante, la Constitución de los Estados Unidos y otras leyes limitan qué tan lejos puede llegar la policía para garantizar el orden público y el éxito de un arresto.

Uno de los propósitos de las leyes de derechos civiles es proteger a los ciudadanos de abusos por parte del gobierno. Esto incluye, la conducta policial inadecuada o uso excesivo de fuerza por parte de la policía.

Las leyes de derechos civiles establecen sanciones punitivas para el infractor y protecciones para que las víctimas hagan valer sus derechos.

Lo siguiente, describe cómo en ciertas ocasiones, los oficiales de policía se extralimitan y violan los derechos de los ciudadanos:

  • En marzo de 2021 se cumplieron 30 años del caso de abuso policial a Rodney King. Aún es muy recordado como la policía golpeó a King dejándolo con múltiples fracturas y daño cerebral.
  • En mayo de 2020, George Floyd murió en Minneapolis a consecuencia de las heridas causadas por el oficial Dereck Chauvin durante el arresto. Floyd no pudo respirar debido a que la rodilla del oficial estuvo en su cuello por un poco más de ocho minutos.
  • En abril de 2021, otro caso en Minnesota encendió la calle, cuando la oficial de policía Kim Potter disparó al joven de 20 años Duante Wright, quien trató de evadir el arresto. Aparentemente, la oficial Potter, una veterana de 26 años de experiencia, confundió su arma con su dispositivo eléctrico paralizante (taser) y asesinó a Wright.

Cuando suceden situaciones de abuso o descuido como estas, o incluso menos graves, el ciudadano víctima de la conducta policial y los familiares afectados tienen recursos legales a su favor para defender sus derechos civiles.

¿Qué es el principio de inmunidad policial?

Ser detenido e interrogado por la policía en relación con un delito es una experiencia estresante para la mayoría de las personas.

No obstante, siempre y cuando el oficial esté haciendo su trabajo adecuadamente, esto no constituye una violación a los derechos del sospechoso. La policía está autorizada a ejercer fuerza si una situación propia de su trabajo lo amerita.

Por eso, la policía tiene inmunidad ante demandas por llevar a cabo su trabajo, a menos que se demuestre una conducta de uso excesivo de la fuerza, de forma injustificada y deliberada. De hecho, la negligencia (el hecho de no actuar con el debido cuidado) no es suficiente para establecer la responsabilidad.

Por lo tanto, la inmunidad policial significa que, en interacciones comunes de la policía con los sospechosos, estos no pueden demandar a la policía. Pero, las protecciones propias que otorgan los derechos civiles sí aplican a la conducta policial deliberada que represente una violación de esos derechos constitucionales.

¿Cómo se aplica la sección 1983 para demandar a la policía por violación de los derechos civiles?

La ley conocida como sección 1983 (acción civil por privación de derechos) es uno de los mandatos de derechos civiles más importantes con los que cuentan las personas afectadas por la conducta policial inadecuada.

En los EE. UU. se promulgó la Ley de Derechos Civiles de 1871 con el objetivo de erradicar la conducta opresiva por parte del gobierno, y los ciudadanos que participaban en grupos de vigilancia como el Ku Klux Klan. Uno de los resultados fue Section 42 U.S.C. § 1983 (en inglés):

  • La sección 1983 establece que es ilegal que cualquier persona, que se desempeñe bajo la autoridad de las leyes estatales (“under of color of”), prive a otro individuo de sus derechos otorgados por la Constitución u otras leyes federales.

El termino en inglés “under of color of” de la ley se refiere cuando una persona abusa de la autoridad o poder que se le da, cuando actúa como representante de ley del estado para el cual trabaja. Por lo tanto:

  • Si un policía tiene derechos otorgados por la ley de su estado a usar la fuerza, para ejercer su trabajo como representante del orden público, este policía no puede abusar ni exceder ese poder, porque podría estar violando los derechos propios de un individuo, garantizados por la Constitución u otra ley federal.

Debido a esta ley, es muy común que se presenten demandas contra oficiales de la policía bajo la sección 1983.

Reclamos más comunes presentados contra la policía

Los reclamos más frecuentes presentados contra oficiales de la policía, así como denuncias y demandas por conducta policial inadecuada se deben a las siguientes situaciones:

Arresto ilegal: Las personas que presentan este reclamo alegan que la policía violó sus derechos de la Cuarta Enmienda, la cual prohíbe las detenciones y registros injustificadas.

Si el oficial tenía una causa probable para considerar que la persona había cometido un delito, el arresto está justificado y no califica como una violación a la Cuarta Enmienda.

La policía puede realizar arrestos sin una orden cuando se comete un delito grave o menor en su presencia. En algunos estados también se permiten arrestos sin una orden en casos de violencia doméstica, aunque el delito sea menor y no se haya cometido en presencia del oficial.

Incluso, si la información sobre la cual se basó el oficial resulta ser falsa, el policía no es responsable si la consideraba correcta al momento del arresto.

Para fundamentar una denuncia por arresto ilegal, la víctima potencial debe demostrar que el oficial que lo arrestó no tenía una causa probable, es decir, no había suficientes hechos para considerar que se había cometido un delito.

Proceso malicioso: En este caso se hace la denuncia porque el oficial privó ilegalmente a un ciudadano del derecho a la libertad que le otorga la Decimocuarta Enmienda. Para ganar este tipo de reclamo, el afectado debe demostrar cuatro elementos:

  • El oficial de policía acusado inició un procedimiento penal
  • El procedimiento concluyó a favor de la persona acusada (es decir, sin condena)
  • No existía causa probable
  • El procedimiento se entabló con malicia contra el individuo

Al igual que con el arresto ilegal, este reclamo se desestima si el oficial tenía causa probable para iniciar el procedimiento penal.

Fuerza excesiva: Los reclamos por fuerza excesiva reciben la mayor cantidad de atención por parte de la prensa y la sociedad en general. Tal vez porque los resultados del uso de la fuerza excesiva policial involucran lesiones físicas severas o la muerte.

En estos casos, concluir si el uso de la fuerza estaba justificado o no, depende de los hechos y las circunstancias. Las intenciones o motivaciones del oficial no son determinantes, si el grado de fuerza fue razonable. Pero también es cierto lo opuesto. Si el oficial tenía buenas intenciones, pero aplicó fuerza excesiva, no se desestimará el reclamo por uso de fuerza excesiva.

No intervención: Los oficiales tienen el deber de proteger a las personas de las violaciones a sus derechos constitucionales por parte de otros oficiales. Por lo tanto, un oficial que sea testigo de una falta a los derechos constitucionales puede ser responsable ante la víctima por no haber intervenido.

¿Qué hacer si ha sido afectado por la conducta inadecuada de un policía?

Es muy importante que los ciudadanos hagan reclamos cuando sus derechos civiles no son respetados. El sistema legal de los Estados también se basa en mantener un equilibrio entre el deber de hacer cumplir la ley y el deber que tienen las entidades del orden público de respetar los derechos civiles de las personas.

No obstante, los casos contra los oficiales de policía pueden ser difíciles y costosos, porque es necesario recabar mucha evidencia, esto incluye registros, declaraciones de la policía, de testigos y otros documentos con el fin de demostrar la conducta policial inadecuada.

La evidencia para fundamentar el reclamo es el elemento más importante de una demanda por conducta policial inapropiada. Si usted considera que ha sido afectado por abuso de poder de la policía y sufrió malos tratos, comuníquese inmediatamente con un abogado especializado en derechos civiles.

Para evitar la supresión de evidencia, si puede tome fotografías de cualquier lesión o daño causado por la policía, separe las ropas u otros objetos que se hayan roto, o ensuciado de sangre en el incidente.

Intente obtener los nombres y las direcciones o números telefónicos de cualquier persona que pueda haber presenciado el incidente. También debe tomar notas sobre lo que sucedió apenas sea posible para no olvidar los detalles importantes.

Defensa bajo inmunidad calificada

Los abogados defensores que representen a un oficial de policía en cualquiera de estas denuncias alegarán inmunidad calificada. Esta defensa existe para evitar que un oficial de policía no quiera trabajar en el ejercicio del orden público por miedo a enfrentar acciones legales.

La defensa podrá ganar una demanda contra el oficial, si su conducta no constituye una violación a los derechos constitucionales claramente establecidos.

En otras palabras, los actos específicos que el oficial impidió que la persona realizara deben contar con protección legal. En caso contrario, no existe una violación a los derechos civiles.

Para ganar un reclamo por derechos civiles, la persona que presente una demanda por conducta policial inadecuada debe demostrar que las acciones del policía superaron los límites razonables, violaron los derechos constitucionales del afectado y le ocasionaron lesiones o daños.

Le recomendamos leer:

Hable hoy con un abogado calificado en Derechos civiles

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en derechos civiles puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en derechos civiles cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de Derechos civiles calificado hoy.

Recursos Adicionales de Derechos civiles

Búsqueda de Recursos de Derechos civiles en Abogado.com