Los abogados siguen disponibles para ayudarle. Programe una consulta desde su casa hoy mismo. Buscar abogados locales.

Leyes Medioambientales y Derrames de Petróleo

Exxon Valdez se ha convertido en un nombre familiar, y no resulta sorprendente que el evento haya disparado una ola de cambios en el mundo del derecho medioambiental y las leyes sobre derrames de petróleo. Fue un desastre natural de un nivel sin precedentes, al menos en los Estados Unidos, y tuvo esa calificación hasta el derrame de petróleo en la plataforma petrolera Deepwater Horizon, ubicada en el Golfo de México, en 2010. La plataforma era operada por BP, o British Petroleum, y el desastre allí superó la magnitud del evento de Exxon Valdez. Sin embargo, como el episodio de Valdez ocurrió primero, quienes se vieron involucrados con la catástrofe de Deepwater debieron hacer frente a un conjunto de leyes diferentes.

Una ley específica sobre contaminación petrolera

El desastre de Exxon Valdez ocurrió en 1989 y el Congreso de los Estados Unidos sancionó la Ley de Contaminación Petrolera (The Oil Pollution Act) de 1990 justo un año después del evento; esta ley se suele conocer como la OPA. Esta ley fue creada para regular tres cuestiones diferentes, pero relacionadas. Primero, creó un sistema de sanciones para los involucrados, que consiste en una forma de aplicar un castigo económico y también de alentar a las empresas a evitar que ocurran accidentes. Pero, sobre todo, la ley fue pensada para garantizar que haya dinero disponible para cuando se necesiten tareas de limpieza.

Fondo de fideicomiso para responsabilidad por derrames de petróleo

Como consecuencia de todo esto, el Fondo de fideicomiso para responsabilidad por derrames de petróleo recibiría dinero para crear una reserva para usar en caso de un desastre medioambiental. El fondo ya existía desde hacía cuatro años, desde 1986, pero estaba vacío. El fondo aún hoy existe y uno de los cambios más recientes ocurrió en 2005, cuando se autorizó el monto de reserva de USD $2,7 mil millones. Sin embargo, un único evento podría generar un gasto de mil millones de dólares provenientes del fondo.

Planificación y preparación

La ley también otorgó responsabilidad a las empresas por sus acciones y delimitó qué hacer antes de que pudiera iniciarse un derrame. En lugar de simplemente avanzar de forma rápida, las empresas deben analizar diferentes escenarios en los cuales podría producirse una pérdida o derrame. Deben realizar planes para contrarrestar los problemas. De esta forma, si se produce un derrame, simplemente deberán aplicar el plan y ya sabrán qué hacer exactamente, en lugar de perder tiempo analizando qué hacer una vez que el hecho ya ocurrió. Esto permite tomar medidas de precaución.

Más responsabilidad, sanciones más estrictas

Como el caso de Exxon Valdez fue un incidente muy grave, la ley eleva el nivel de responsabilidad considerablemente para evitar estos eventos con las empresas que se dedican a la extracción o al transporte de petróleo. Se establecieron disposiciones, tales como el uso de un casco doble en barcos que transportan petróleo, para contribuir a evitar derrames incluso en el caso de un accidente. Se incrementó el grado de responsabilidad de las empresas; esto implica que ahora las partes responsables deberán afrontar todos los costos de los esfuerzos locales y estatales para limpiar el derrame, además de los esfuerzos federales. Asimismo, se elevaron las multas, de modo que estar involucrado en un derrame de petróleo tendrá consecuencias más costosas. Como se mencionó antes, esto funciona como una sanción y como un factor de disuasión.

Las leyes de cada estado siguen vigentes

A pesar de que estas leyes son muy importantes, no dejan sin efecto ninguna ley vigente en cada estado. Estas se podrán aplicar cada vez que resulte apropiado. Las disposiciones federales simplemente establecen el fundamento de responsabilidad, tanto en lo que respecta a cuestiones monetarias como a medidas de prevención. Estas leyes garantizan que no existan tonos grises respecto de qué se debe hacer cuando hay una empresa involucrada en un derrame de petróleo, ya sea por negligencia o de cualquier otra manera.

¿Quién puede iniciar una acción legal?

Por supuesto, un desastre de esta índole puede afectar a cientos y miles de personas. Cualquier persona que se sienta afectada negativamente, ya sea un pescador que no puede obtener su pesca tal como lo había previsto o el dueño de un complejo hotelero que sufre la reducción en la cantidad de huéspedes o del valor de las propiedades, hasta quienes hayan sufrido lesiones físicas durante el choque, la explosión o cualquier otro evento del derrame, podrá iniciar una acción legal.

Hable hoy con un abogado calificado en Derrame de Petróleo

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en derrame de petróleo puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en derrame de petróleo cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de derrame de petróleo calificado hoy.

Recursos Adicionales de Derrame de Petróleo

Búsqueda de Recursos de Derrame de Petróleo en Abogado.com