¿Cómo puede ayudarme un abogado de bancarrota?

En los Estados Unidos un individuo puede presentar su caso de bancarrota personal sin un abogado. Pero cuando se trata de corporaciones y otros negocios es requerido que lo hagan con la ayuda de un abogado con experiencia en las leyes de bancarrota.

Sin embargo, en ambas situaciones se recomienda seriamente obtener asesoramiento legal. La quiebra es un procedimiento complicado, muchas veces tarda más tiempo de lo esperado, implica el manejo y análisis de un gran volumen de documentos financieros y hay muchas personas involucradas con sus propios intereses.

Cuando decide representarse a sí mismo sin un abogado se denomina pro se, esto significa que es el único responsable de cumplir todas las reglas de la bancarrota. Además, los empleados de los tribunales no están autorizados para darle consejos legales.

Posiblemente se sienta tentado a proseguir con la bancarrota sin los recursos que le ofrecen los abogados de bancarrota, porque el proceso le parece sencillo, o desea evitar que otros se involucren en esa situación tan estresante, o porque el dinero para cubrir los gastos es escaso.

Por el contrario, un abogado puede disminuir las preocupaciones, porque conoce el código de bancarrota y sacará el mejor beneficio durante su proceso de quiebra y esto a largo plazo implica un ahorro de dinero y esfuerzo.

Existen razones de peso para pedir el consejo y la asistencia de un abogado de bancarrota en cualquier momento. Un abogado le ofrecerá las siguientes ventajas.

El manejo del caso con la estrategia más adecuada. La ley de bancarrota es compleja. Una quiebra toma varios meses desde su comienzo hasta su culminación. Un abogado de bancarrota lo puede ayudar a:

  • Comprender el proceso de bancarrota, sus leyes y tipos de bancarrota.
  • Decidir bajo qué capítulo le conviene presentar su declaración de quiebra: Bancarrota del Capítulo 7, Bancarrota Capítulo 11 o Capítulo 13
  • Diseñar una estrategia para manejar su información y documentos financieros.
  • Explicarle las consecuencias que tendrá con sus impuestos.
  • Decidir cómo pagar a sus acreedores, qué hacer con sus bienes, o tarjetas de crédito.
  • Entender que algunas deudas no podrán ser eliminadas, como la manutención de hijos, impuestos, créditos hipotecarios y préstamos estudiantiles.

La destreza para organizar sus documentos. La bancarrota exige preparar una gran cantidad de información, además se deben llenar formularios específicos y presentarlos de acuerdo con un procedimiento ya establecido. Un abogado de bancarrota experto se puede encargar de:

  • Organizar y preparar los documentos necesarios para la solicitud de bancarrota
  • Analizar su situación financiera, deudas y títulos de propiedad para presentarlos de una forma profesional y entendible, tanto a los tribunales como a sus acreedores y socios
  • Seguir las reglas de los diferentes tribunales sobre los casos de bancarrota
  • Obtener el máximo beneficio del proceso de bancarrota para lograr el alivio de la deuda.
  • Proteger sus intereses evitando errores que retrasen el caso

Protección para evitar el acoso de sus acreedores y cobradores. Aunque haya iniciado su proceso de declaración de bancarrota con un abogado o solo, tenga en cuenta que los cobradores y acreedores trataran de solicitar sus pagos. En estos casos un abogado puede:

  • Comunicarse con sus cobradores para disminuir el asedio de las llamadas telefónicas y las molestias
  • Evitarle la pérdida de tiempo atendiendo conflictos y discusiones
  • Ofrecerle paz mental durante y después de la quiebra
  • Asesorarlo para que sus deudas sean eliminadas durante la bancarrota y de los reportes de su crédito en el futuro.
  • Asesorarlo para evitar problemas financieros.
  • Ayudarlo a manejar una ejecución hipotecaria para que no pierda su casa.

La bancarrota puede ser un proceso doloroso para algunas personas, pero también le ofrece un nuevo comienzo. Existen maneras para reducir el estrés que trae consigo, y un abogado que conoce las leyes de bancarrota en los Estados Unidos puede ayudarle a obtener la mejor solución evitando errores, y protegiéndolo antes, durante y después del proceso.

Además, los abogados conocen la situación financiera de sus clientes, y es muy común que le ofrezcan una consulta inicial sin costo o un plan de pago de sus honorarios.

Hable hoy con un abogado calificado en Bancarrota

Este artículo pretende ser útil e informativo, pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en bancarrota puede atender a sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Dé el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en bancarrota cerca suyo para hablar sobre su situación jurídica particular.

Su Próximo Paso:

Ingrese su lugar para conectarse con un abogado de Bancarrota calificado hoy.

Recursos Adicionales de Bancarrota

Búsqueda de Recursos de Bancarrota en Abogado.com