Conducción en estado de embriaguez (DUI) en Connecticut: Defensas

Dos leyes del estado de Connecticut disponen una definición de conducción bajo la influencia de alcohol o drogas (DUI) como una acción implícita y administrativa en sí misma. En virtud de las Leyes Generales de Connecticut (CGS), el artículo 14-227 (a) prohíbe a los conductores conducir un vehículo mientras se encuentran bajo la influencia de alcohol o drogas y presentan un alto contenido de alcohol en sangre. Si la capacidad del conductor para conducir se ve reducida, se dice que la persona se encuentra bajo la influencia de alcohol o drogas.

De acuerdo con el artículo 14-227 (b) de las Leyes Generales de Connecticut (CGS), un conductor da su consentimiento tácito para que se le realicen las pruebas de consumo de alcohol o drogas cuando conduce. Se han establecido procedimientos para la suspensión administrativa per se de la licencia de conducir para aquellos conductores que presenten una elevada concentración de alcohol en sangre o que se nieguen a realizar la prueba de alcoholemia en aliento.

¿Cuáles son los niveles mínimos de concentración de alcohol en sangre con los que se acusará de DUI a un conductor en Connecticut?

Existen diferentes factores que pueden afectar el nivel mínimo de concentración de alcohol en sangre necesario para acusar a un conductor de conducir en estado de embriaguez en Connecticut. Por ejemplo, en el caso de conductores mayores de 21 años, el nivel mínimo de concentración de alcohol en sangre necesario para acusarlos de DUI es del 0,08 por ciento. Sin embargo, si una persona mayor de 21 años posee una licencia de conducir profesional, el nivel mínimo de concentración de alcohol en sangre necesario para acusarla de DUI es del 0,04 por ciento. Para los conductores menores de 21 años, el nivel mínimo de concentración de alcohol en sangre necesario para acusarlos de DUI es del 0,02 por ciento.

¿Cuáles son las penas impuestas en la primera condena por conducir en estado de embriaguez?

Las penas impuestas en Connecticut por la primera condena de DUI son menos severas que las penas que se aplican por condenas subsiguientes; sin embargo, eso no significa que la persona a quien se imponga esta pena por primera vez deba asignarle menor seriedad.

A continuación, se mencionan las penas impuestas en la primera condena por DUI en Connecticut:

  • Hasta seis meses de prisión suspendida, con libertad condicional y 100 horas de servicio comunitario; o
  • Hasta seis meses de prisión con un mínimo de dos días de prisión efectiva
  • Multas de entre USD $500 y $1000
  • 45 días de suspensión de la licencia de conducir. Asimismo, se exigirá que el acusado utilice un dispositivo de bloqueo de encendido del automóvil durante un año.

¿Cuáles son las penas impuestas para las penas subsiguientes por DUI?

Las penas impuestas ante una segunda condena por DUI son más graves e incluyen:

  • Hasta dos años de prisión, con 120 días consecutivos como mínimo obligatorio
  • Libertad condicional y 100 horas de servicio comunitario
  • Evaluación de consumo de drogas o alcohol
  • Programa de tratamiento contra las drogas o el alcohol
  • Multas de entre USD $1000 y $4000
  • 45 días de suspensión de la licencia de conducir
  • Se exigirá el uso de un dispositivo de bloqueo de encendido durante tres años tras el período de suspensión. Durante el primer año del período de tres años, solo podrá conducir para dirigirse desde su hogar hacia el trabajo o la escuela, hacia el centro destinado para el programa de tratamiento contra abuso de alcohol o drogas, o hacia el centro del servicio de bloqueo de encendido, y de regreso a su hogar.

Para una tercera o posterior condena por DUI, las penas son:

  • Entre uno y tres años de prisión, con un año efectivo obligatorio
  • Libertad condicional y 100 horas de servicio comunitario
  • Evaluación de abuso de consumo de drogas o alcohol
  • Programa de tratamiento contra las drogas o el alcohol
  • Se anula el permiso para conducir. Después de dos años, sin embargo, será posible restituir el permiso para conducir, pero únicamente si se conduce un vehículo con dispositivo de bloqueo de encendido. El inspector a cargo podrá inhabilitar este requisito después de 15 años.

Otras sanciones posibles

Las leyes de Connecticut permiten que los tribunales impongan otras sanciones. Entre estas sanciones se incluyen:

  • La participación en un programa de sensibilización de las víctimas
  • Programa de tratamiento para el alcoholismo y el consumo de drogas

Se considerará al acusado como un infractor recurrente que conduce bajo la influencia de alcohol o drogas si presenta una condena por homicidio de segundo grado o asalto de segundo grado perpetrados con un vehículo y ha sido declarado culpable de cualquiera de estos delitos, DUI o cualquier delito similar en otro estado o estados en los últimos 10 años.

Programa de Educación sobre el Consumo de Alcohol Previo al Juicio

Cuando se acusa por primera vez a una persona de DUI en Connecticut, esta podrá solicitar ante el tribunal la participación en el Programa de Educación sobre el Consumo de Alcohol Previo al Juicio. La solicitud tiene un valor de USD $100 y el costo de la evaluación es de USD $100, no reembolsable. El acusado también debe explicar ante el tribunal si ha participado en el programa en los últimos 10 años. Una vez que se considera que el acusado reúne los requisitos para participar del programa, se lo asignará a un programa de tratamiento contra el abuso de drogas o a un programa de intervención contra el alcohol autorizado por el estado.

Después de finalizar el programa en forma exitosa, el acusado podrá solicitar ante el tribunal la desestimación de los cargos. La suspensión de la licencia de conducir del acusado permanecerá vigente. Este programa no está disponible para aquellos que han sufrido un accidente automovilístico que ocasionó lesiones físicas graves o si el acusado manejaba un vehículo comercial.

Hable Hoy con un Abogado Calificado en Defensa por conducir ebrio

Este artículo pretende ser útil e informativo. Pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en defensa por conducir ebrio puede atender sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Tome el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en defensa por conducir ebrio cerca de usted para discutir su situación jurídica específica.

Recursos Adicionales de Defensa Por Conducir Ebrio

Búsqueda de Recursos de Defensa Por Conducir Ebrio en Abogado

Encuentra un abogado en su área