Me Lesionaron. ¿Puedo Presentar Una Demanda Contra La Parte Que Causó Mi Lesión?

Usted puede presentar una reclamación contra otra parte o partes si fueron causante(s) de sus lesiones. Si su propia negligencia fue una causa parcial de sus lesiones, será completamente eliminado de cualquier recuperación de acuerdo con la doctrina de la negligencia compartida. Usted tiene derecho a una compensación por sus lesiones si se encuentra que el acusado fue negligente, que tal negligencia fue la causa de sus lesiones, las que dieron lugar a daños compensables. Cualquier caso de lesión personal depende de la responsabilidad, los daños, y de si usted pudo o no cobrar los daños a la parte o partes negligentes. La ley sobre lesiones personales intenta cubrir todas las áreas y tipos de lesiones sufridas por los individuos. Algunas de las áreas más comunes son, entre otras, los accidentes automovilísticos, responsabilidad de los edificios, negligencia médica y responsabilidad de los productos. Que usted tenga derecho o no a una compensación podrá depender del tipo de accidente que causó la lesión.

ACCIDENTES AUTOMOVILÍSTICOS

En el Distrito de Columbia usted tiene la opción de comprar un seguro “sin falta”, conocido como “Protección de Lesión Personal” o beneficios PIP. Después de un accidente, usted tiene 60 días para escoger los beneficios. Si usted toma los beneficios PIP, usted será eliminado de la posibilidad de presentar una reclamación contra un conductor en falta, a menos que sus cuentas médicas excedan de la cantidad de su cobertura; usted quede incapacitado por 180 días consecutivos; tenga una desfiguración o cicatriz sustancial y permanente; tenga una lesión permanente que afecte significativamente su posibilidad de desempeñar su ocupación habitual o actividades diarias; o exista un fallecimiento. Su seguro de salud siempre será el principal para cobrar los beneficios sin falta. En caso de que usted no tenga una cobertura sin falta o no haya elegido tomar los beneficios, puede presentar una reclamación de compensación por responsabilidad a la compañía de seguros de un conductor negligente. Una reclamación puede hacerse por muchas clases de pérdidas, que usted pueda demostrar que surgieron de una colisión, la cual no se debió a falta de su parte. Las reclamaciones por responsabilidad usualmente son objeto de negociación entre su abogado y el asegurador responsable de la parte negligente.

Las demandas, generalmente, se presentan cuando fallan las negociaciones. Si usted presenta una demanda contra un conductor negligente, su abogado necesita probar que la otra parte fue negligente y que su negligencia causó las lesiones que dieron lugar a daños compensables.

La cobertura de conductores asegurados y no asegurados es la que ha sido adquirida para cubrirlo (así como a la gente que reclame con base en su póliza) si usted resultó lesionado por la falta de un conductor asegurado o no. Los beneficios tratándose de conductores no asegurados son los mismos que los de la cobertura de la responsabilidad por lesión corporal, excepto que la reclamación se hace contra su propia compañía de seguros. Si usted no cometió falta en el accidente, la compañía de seguros no puede penalizarlo en manera alguna por hacer una reclamación contra su cobertura de conductor no asegurado.

RESPONSABILIDAD DE LOS EDIFICIOS

Si usted resultara lesionado en la casa de otra persona o en un establecimiento comercial, la persona responsable del edificio puede ser encontrada responsable. Esto puede cubrir una variedad de situaciones incluyendo resbalón y caída, mordida de perro, asaltos, entre otros. En general, es el deber que tiene un dueño de ejercer un cuidado razonable en el mantenimiento del edificio y prevenir al visitante de cualquier condición peligrosa que le sea conocida, si esas condiciones no son percibidas por el visitante. El dueño u operador de la propiedad debe tener noticia del defecto o circunstancias que causaron su lesión previamente a que la misma haya ocurrido. La noticia puede ser un aviso de hecho o implícito, significando que el dueño supo o debió conocer la condición peligrosa, dados los hechos del entorno y las circunstancias. La persona responsable de sus daños es la parte que tiene el control de la propiedad. Esa parte es responsable del cuidado, mantenimiento e inspección de la propiedad. Por ejemplo, un dueño no será parte responsable si ha rentado la propiedad a un tercero el cual tiene de hecho el control de la propiedad.

La norma de cuidado aplicable a un invasor usualmente es mayor que la correspondiente a una persona que tiene permiso de estar en la propiedad.

RESPONSABILIDAD DEL PRODUCTO

La lesión puede ser resultado de un producto defectuoso. Cuando una compañía diseña y manufactura un producto, tiene la responsabilidad de asegurar que cualquiera que teniendo un cuidado razonable dentro de los parámetros de uso esperados para el producto, no resultará lesionado.

En el caso de lesiones por un producto, usted no tiene que probar que el fabricante o el vendedor fue negligente. Solamente tiene que probar que el producto fue defectuoso debido a una falla en su diseño, error en su fabricación, o que el fabricante no proporciono una advertencia suficiente sobre los riesgos potenciales o no proporcionó las instrucciones adecuadas. Este concepto es llamado responsabilidad estricta del producto.

Una demanda puede presentarse contra cualquiera que participo en la cadena de fabricación del producto, desde el fabricante, al diseñador y hasta la tienda al menudeo. Existen límites a la responsabilidad del producto como, por ejemplo, cuando el producto es demasiado viejo o si el consumidor fue descuidado al usar el producto.

NEGLIGENCIA MÉDICA

Cuando un proveedor de cuidados a la salud causa lesiones debido a fallas al incumplir las normas de cuidados aceptadas en ese campo de experiencia en particular, usted puede tener una reclamación por negligencia médica. Una reclamación puede formularse, entre otros, contra médicos, dentistas, enfermeras, terapeutas, hospitales, clínicas y farmacéuticos. Algunos ejemplos de negligencia médica incluyen diagnóstico incorrecto, falla en el tratamiento, tratamiento inadecuado, retraso en el tratamiento, errores en la prescripción, errores quirúrgicos, prestación de servicios sin contar con el consentimiento informado, etc. Las reclamaciones por negligencia médica son las más difíciles de ganar y son bastante costosas debido a la necesidad de la revisión y el testimonio de expertos calificados.

 

Hable Hoy con un Abogado Calificado en Lesión Personal

Este artículo pretende ser útil e informativo. Pero los asuntos legales pueden llegar a ser complicados y estresantes. Un abogado calificado en lesión personal puede atender sus necesidades legales particulares, explicar la ley y representarlo en la corte. Tome el primer paso ahora y póngase en contacto con un abogado calificado en lesión personal cerca de usted para discutir su situación jurídica específica.

Recursos Adicionales de Lesión Personal

Búsqueda de Recursos de Lesión Personal en Abogado

Encuentra un abogado en su área